La teoría del Shock de Naomi Klein

Que el premio Nobel Milton Friedman (1912-2006) fue un reputado economista nadie lo pone en duda. Miembro de la conocida Escuela de Chicago y uno de los más activos defensores del libre mercado, fue uno de los principales asesores de los políticos más liberales del siglo pasado (Margaret Thatcher, Ronald Reagan, Bush padre e hijo…) así como de personajes oscuros y aterradores (Augusto Pinoched).

Pero no dudar de sus conocimientos no significa estar de acuerdo con ellos.

Friedman sentó las bases del liberalismo ideológico más perverso y nocivo conocido hasta la fecha y que nutre las políticas que se están aplicando hoy día en Europa. Políticas regresivas que están haciendo perder derechos a todas las personas día tras día en un retroceso que, para muchos, debiera situar a los estados en la época de la Revolución Industrial, cuando se podía explotar tranquilamente la mano de obra sin miedo a tener que hacer frente a las indemnizaciones, a los sindicatos o a nadie. Una época en que los estados represores defendían el bien individual de unos pocos por encima del bien común.

En España y Catalunya, las incontestables victorias del Partido Popular y Convergencia y Unió tienen muchos padres, a saber: las erráticas políticas económicas aplicadas por el gobierno socialista que se lanzó en los brazos del dictado Alemán –perdón, quise decir Europeo- sin un ápice de dignidad; la España y Catalunya cainitas que creyeron a pies juntillas las medias verdades de los líderes populares y convergentes así como  las feroces críticas a todo aquello que oliese a socialismo y, por último, los silencios de Rajoy y Mas, que callaron las medidas que iban a adoptar como ahora callan los funestos resultados de su estricta aplicación.

Pero todo tiene una explicación.

A Rajoy y a Mas, como al resto de líderes populares y convergentes, no les importa que el paro se incremente día tras día, que por sus actos la prima de riesgo escale hasta límites insospechados y que, pese que lo niegan constantemente, estemos intervenidos de facto. Todo eso son minucias que forman una enorme cortina de humo que distrae a la ciudadanía de a pie y les permite seguir aplicando las políticas neoliberales iniciadas por Aznar y Puyol y ejecutar una drástica reducción de derechos y libertades que pone en entredicho la democracia en España y por ende, Catalunya.

Como recuerda Pedro L. Angosto en el diario digital Nueva Tribunacuando estos señores llegaron al poder se encontraron con el inicio de un ciclo económico alcista que en los años siguientes produjo incrementos de PIB de hasta un 5 por ciento. Lejos de aprovechar esa bonanza económica para aumentar el Estado del bienestar o invertir en I+D+i, los dirigentes populares terminaron de enajenar las empresas estatales más rentables poniendo en su dirección a hombres de su absoluta confianza como Martín Villa, Miguel Blesa, Manuel Pizarro o el mencionado Villalonga; iniciaron un proceso imparable de privatización de servicios públicos tan esenciales como la Educación o la Sanidad; rebajaron los impuestos directos a aquellos que más ganaban; incrementaron los impuestos indirectos y las tasas; redujeron las plantillas de funcionarios de todo tipo, incluidos médicos, enfermeros, inspectores de Hacienda, maestros, profesores, controladores laborales, oficiales de juzgados, policías y, sobre todo, en vez de cimentar su modelo en la economía productiva, hicieron todo lo posible para que la especulación se convirtiese en el motor de nuestro crecimiento. Leyes como la del suelo que permitían echar cemento sobre cualquier punto del país auspiciaron que en pocos años España fuese el país con más nuevos multimillonarios del mundo después de China, el país con más billetes de 500 euros de la Unión Europea, el país que más viviendas construía de todos los de su entorno sin que ello supusiese una bajada de su valor sino todo lo contrario. Aquí todo el mundo se podía hacer rico en un abrir y cerrar de ojos, sólo había que tirarse al río con la información y las “amistades” adecuadas. Luego, las hipotecas a cincuenta años y los intereses bajos terminaron de cerrar el círculo haciendo caer a millones de españoles en el “gran corralito”, al comprar, principalmente viviendas, muy por encima de sus posibilidades, de modo que hoy, gracias a aquella fantástica política económica que propició la acumulación en pocas manos de enormes fortunas, nos encontramos de golpe inmersos en una crisis que afecta, como todas, de forma grave y exclusiva a las clases trabajadoras y a quienes han dejado de pertenecer a ellas contra su voluntad, sin que nadie sepa dónde están esas ingentes cantidades de dinero amasadas durante décadas por los que todo lo dieron por España.”

Ahora, la crisis y el estado de shock que ésta ha provocado convierten a España en un perfecto campo abonado para la estricta aplicación de las políticas liberales de Friedman: las políticas de Rajoy y Mas.

Y para muestra, un botón: La teoría del Shock de Naomi Klein.

Eso sí: para Bankia, la entidad financiara con más familiares y amigos de los dirigentes populares por metro cuadrado, más de 23.000 millones de Euros… ¡¡¡La crisis no afecta a todos por igual!!!!

Anuncios

4 Responses to La teoría del Shock de Naomi Klein

  1. […] recortes de servicios en la sanidad y educación públicas así como en los derechos sociales de forma planificada. Recortes, algunos de ellos irreversibles, como la modificación de la legislación sobre el […]

    Me gusta

  2. […] La teoría del Shock de Naomi Klein […]

    Me gusta

  3. Johne94 dice:

    Hi, Neat post. There is a problem with your web site in internet explorer, would check this IE still is the market leader and a large portion of people will miss your magnificent writing because of this problem. eagkeceafffc

    Me gusta

  4. […] tres años, aproximadamente, en el artículo “La teoría del Shock de Naomi Klein” ya advertía de las consecuencias nocivas de las respectivas victorias del PP y CiU en […]

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: