El relato socialista: imagina lo que podemos hacer juntos, imagina lo que nos queda por hacer.

El relato debe sustentarse sobre la base de los valores e ideas que queremos transmitir”.
Antoni Gutiérrez Rubí

El relato, la narración, es la llave de todo”.
Stanley Greenberg

En política también todo es temporario, lo que no pierde vigencia es el valor de una historia bien contada”.
Orlando D’Adamo y Virginia García Beaudoux

Los socialistas tenemos un proyecto de futuro para España. Un proyecto que se ha trabajado intensamente, basado en la preocupación por los demás y la responsabilidad, y que nos ha permitido definir una clara propuesta federal que dé paso a un país de oportunidades, donde las personas crezcan y progresen. Un país que recupere el conocimiento y la juventud que hubo de salir al extranjero para encontrar un futuro que le fue negado.

Un proyecto construido sobre los pilares de la democracia, el conocimiento y una recuperación económica justa e inclusiva y que, además, está propuesto desde la igualdad, eje principal de nuestro proyecto. Porque queremos un país en el que se respete a las mujeres y a todas las personas que piensan y se sienten diferentes. Un país en el que se rebajen las tasas de pobreza y se incrementen las de solidaridad.

Los socialistas proponemos una reforma constitucional para la convivencia y el entendimiento, que llevaremos a cabo desde el consenso. Una reforma en la que todos tendrán la oportunidad de aportar su opinión y que se trabajará con una visión de futuro sin más límites en los debates que la búsqueda del consenso mayoritario.

Esa reforma que proponemos gira en torno a cinco líneas maestras: la incorporación de nuevos derechos y libertades, la mejora de la calidad democrática, el blindaje del Estado del Bienestar, la construcción europea y la del modelo federal. Este último eje, fundamental para propiciar la convivencia y el encaje de Cataluña en España, se basa en la Declaración de Granada de 2013, de la que los socialistas nos sentimos orgullosos ya que estableció las condiciones concretas de la propuesta federal socialista.

Efectivamente, los socialistas queremos una España federal en la que se delimiten las competencias del Estado y se cedan las demás a las comunidades autónomas; una reforma que establezca en el texto constitucional los principios del sistema de financiación y los instrumentos concretos de cooperación y lealtad institucional.

Queremos descentralizar el estado y hacer copartícipes y corresponsables a las Comunidades Autónomas de mayores cotas competenciales para que asuman a la par más estado. Porque entendemos que hay que poner unas reglas de juego claras e iguales para todos en los que la financiación no sea el problema sino la solución como elemento real de redistribución de la riqueza, con una propuesta de sistema de financiación estable, independiente y riguroso.

Una reforma constitucional que ampliará el derecho a la igualdad de trato y la no discriminación y asegurará la universalidad de la Sanidad o el acceso a la Educación a través de una dotación presupuestaria suficiente. Una reforma que velará por el Medio Ambiente como un valor fundamental más de nuestra sociedad.

Porque queremos mejorar la educación a todos los niveles en la búsqueda de la excelencia con un acuerdo que englobe a todos los sectores afectados; un proyecto inclusivo, abierto y formador de personas y que sea consensuado y refrendado para garantizar su continuidad en el tiempo. Porque queremos mejorar la calidad y prestaciones del actual modelo de sanidad pública universal.

En definitiva, una modificación que pretende el reforzamiento del Estado del Bienestar con el compromiso explícito de anteponer el blindaje de los derechos sociales sobre el pago de la deuda o lo que es lo mismo, revertir las consecuencias de lo dispuesto en el artículo 135 de la CE.

Una reforma constitucional que garantice la independencia real de la justicia y establezca mecanismos transparentes de elección de sus miembros y que mantenga por ley un sistema de financiación independiente y estable. Una reforma que convierta el Senado en la cámara de representación territorial en la que se debatan los problemas de las diferentes federaciones.

Una reforma constitucional que permita mejorar la calidad democrática a través de espacios de participación ciudadana, en los que residirá de forma directa la validación de las decisiones legislativas sobre temas básicos como educación, sanidad, derechos civiles y sociales. Una reforma en la que se plasmen los valores que definan la actividad política de nuestro país, un nuevo contrato social basado en la honradez, ética, servicio y confianza.

En definitiva, una reforma constitucional que integre los valores de la justicia, libertad, equidad e igualdad y que a su vez transmita su visión ética a todos los niveles de la sociedad y a la par garantice unos buenos gobiernos para un futuro mejor.

Una reforma constitucional que se presentará a la ciudadanía para su aprobación en referéndum.

En definitiva, los socialistas entendemos que esta «Constitución de derechos», como la ha definido nuestro Secretario General, es una propuesta nueva e ilusionante que ponemos a la disposición de todos los partidos políticos y la ciudadanía para ser debatida y aprobada y promover así una nueva transición en España.

Éste es nuestro relato. Imagina todo lo que podemos hacer juntos, imagina todo lo que nos queda por hacer.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: